Rutinas de pretemporada, hábitos en temporada

Llega septiembre y una nueva temporada comienza, con muchas ganas de volver a las pistas, ilusión por ver a los compañeros, incluso por arbitrar de nuevo a algunos equipos, ambición por conseguir nuevos retos, metas y objetivos, que nos lleven a mejorar en el arbitraje, pero… ¿Nos hemos parado a pensar qué queremos mejorar esta temporada?, ¿Cuáles son nuestros objetivos, y si cumplen las condiciones para que puedan cumplirse?, ¿Hemos trazado un plan de acción, o vamos “a ver qué pasa”?

En el post de hoy os traemos unas claves para empezar la temporada con buen pie, y es que una buena planificación, clara, flexible, motivadora y realista, nos ayuda a conseguir nuestros objetivos y reduce las barreras que podamos encontrarnos.

Eso sí, ya os avisamos, esto no es magia, el trabajo diario es necesario para crear un hábito o una rutina e interiorizar aquello que ahora nos cuesta y queremos cambiar.

Para ello, necesitamos la ayuda de varios profesionales para realizar una pretemporada correcta y óptima en la búsqueda de nuestro objetivo general y específicos:

Planificación Mensual y Semanal

Como buen deportista que nos consideramos, necesitamos una planificación escrita y realista para nuestro inicio de pretemporada. Antes de la planificación específica: deportiva, nutricional o trabajo psicológico necesitamos establecer nuestros objetivos y nuestra visión para este año.

Desde una visión pedagógica os aconsejamos que evaluéis de forma escrita vuestra última temporada para ver los puntos y factores que queréis mejorar. Después de ello, vuestro objetivo general para la temporada y desglosarlo en objetivos específicos más fáciles de cumplir en el día a día. Ya estamos preparados para realizar nuestra planificación de cara a la pretemporada.

Una herramienta que nos ayudará en nuestro día a día será realizar una valoración escrita de cada sesión diaria que realizamos en la pretemporada. Esto nos llevará a saber evaluarnos y saber dónde tenemos que concentrar más nuestra fuerza física y mental para el día siguiente.

Actividades Físicas

La buena preparación física en pretemporada es importante para cuidar nuestro cuerpo de las futuras lesiones que pueden llegar debido a la carga de partidos durante la temporada. Para ello, debemos ponernos en manos de un experto: preparador/a físico.

Dentro de los comités provinciales o autonómicos suele existir un compañero o compañera que pueda ayudarnos debido a sus estudios superiores o universitarios  en ciencia del deporte. Debemos seguir todos los tiempos, ejercicios, repeticiones y descansos que nos marca el profesional o la profesional.

Cuidar la Alimentación

Dentro de la pretemporada, y como formación para la temporada, debemos cuidar nuestra alimentación. Para ello es muy importante consultar con un experto o experta: nutricionista.

Esta figura profesional nos puede ayudar y asesorar de qué alimento debemos comer antes de los entrenamientos, durante ellos y después de ellos; también nos explicará su porqué y realizará un seguimiento de nuestro cuerpo con sus diferentes índices.

Trabajo Mental

La pretemporada es el momento idóneo para empezar a formar nuestras rutinas y anclajes, aquellas conductas, gestos, palabras, y comportamientos que nos  ayudarán a mantener la concentración en los partidos, a poner foco en aquello que nos es útil a la hora de arbitrar  y a desconectar de lo que no nos aporta. También durante la pretemporada es buen momento para entrenar nuestro AUTOCONTROL, aspecto que será fundamental durante la temporada ya que está relacionado con muchos otros y es clave en el éxito deportivo.

A la hora de establecer rutinas es fundamental comprometernos con aquello que vamos a hacer, para ello la rutina que establezcamos debe ser realista, adaptada a nuestras circunstancias y flexibles a los diferentes contextos que podamos encontrar.

Os proponemos una actividad para preparar la rutina antes de llegar al pabellón: piensa qué sueles hacer la tarde de antes de un partido, o la mañana previa. Escribe en un papel todo aquello (sentimientos, pensamientos, acciones…) que te ayuda a ir al partido “Enchufado”, añade algo nuevo que sustituya a alguno de esos comportamientos que no te ayudan. Bien, ahora concentra tus fuerzas en repetir lo que está escrito en el papel siempre la tarde de antes o la mañana antes de ir a un partido. Si encuentras algo que no funciona ve haciendo pequeñas modificaciones hasta encontrar TU PROPIA RUTINA, recuerda, única, adaptada a ti.

Antes de concluir este primer post, queremos recalcar que la pretemporada es el mejor momento para aprender y buscar nuestro punto óptimo dentro de nuestra salud física y mental de cara a la temporada que nos espera. Desde nuestra experiencia os animamos a poder contactar con los diferentes profesionales que os hemos nombrado.

¡Ánimo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.